sábado, 14 de mayo de 2011


Tuve un sueño y si, lo realice, aunque cuesta y cuesta mantenerse en pie. Oh, no es amargo vivir. Tengo momentos de cobijo en tus brazos, mi discernimiento esta a tu lado. La libertad me coarta, me limita pero es el único bien necesario, con obligaciones, con restricciones. Ese es el juego de la vida.

Tres segundos, estoy cansada, la rutina me absorbe y no hay más. Solo seguir, dos segundos más y sigo luchando, caminando y riendo. Más que sobreviviendo, solo viviendo. Esto es lo que elegí, mi sustento es mi pasión y mi incondicional cariño, mi fuerza y mi luz.

Feliz siempre, aunque todo este cuesta arriba.

1 comentario:

Idelys Izquierdo laboy dijo...

Es muy hermoso, gracias. Esmeralda Poesia Arte.